Interferencias. Colección del MAMCO de GINEBRA en Bs .As.

El Museo Nacional de Bellas Artes en el marco de la BIENALSUR presenta “Interferencias”, una muestra con veinte obras de trece artistas pertenecientes a la colección del Museo de Arte Moderno y Contemporáneo, de Ginebra.
Ver galería Interfencias-mamco-
1 / 2 - Interfencias-mamco-

Las obras del Museo de Arte Moderno y Contemporáneo de Ginebra, colocadas en diálogo crítico con los momentos clave del arte tradicional que componen la colección del Bellas Artes, ofrecen una lectura por momentos paródica, por momentos trágica, de la situación en que el devenir histórico ha sido pensado a través de las grandes creaciones de la humanidad y de su modulación por el discurso museográfico.

Los artistas que forman parte de la obra son Marion Baruch (ROU), Ernest T. (BEL), Robert Filliou (FRA), Sylvie Fleury (CHE), Thomas Huber (CHE), Maurizio Nannucci (ITA), Claudio Parmiggiani (ITA), Denis Savary (CHE), Sada Tangara (MLI), Sergio Verastegui (PER), Vittorio Brodmann (CHE), Tobias Madison (CHE), Emanuel Rossetti (CHE). 

De acuerdo a palabras expresadas por  Andrés Duprat, director del Museo de Bellas Artes, la muestra "Interferencias"  "Si la instalación de Robert Filliou, compuesta por casi 16.000 dados de colores y tamaños variables, abre la pregunta por la espacialidad y el sentido, sus Poussière de Poussière –envoltorios de obras del Louvre– deconstruyen la manipulación, en los dos sentidos de la palabra, del arte en los museos. En el mismo registro, el termómetro ideal para la pintura de Thomas Huber postula el control material del ámbito de producción del arte, no sin formular el enigma del diálogo implícito con la ciencia. El retrato como género es literalizado por Marion Baruch, que lo vuelve solo una alusión por medio de restos desgarrados de vestimentas, mientras que Sergio Verastegui disecciona el concepto de estilo y técnicas tradicionales en la escultura. Un gesto análogo es puesto en práctica por Maurizio Nannucci, quien también piensa la escultura en tanto disciplina, utilizando el neón para evidenciar la articulación entre arte y mundo mercantil. Usando el mismo material, Sylvie Fleury crea palabras con las que ironiza sobre la noción de belleza y la sociedad de consumo. En otro sentido, Tobias Madison y Emanuel Rossetti iluminan cajas de cartón para reciclaje, a modo de reflexión sobre las redes de intercambio comunitario."

El poder perturbador de las imágenes se evidencia en los retratos donde Sada Tangara denuncia la vulnerabilidad de los niños en Dakar. Ubicadas en las salas del siglo XIX, estas fotografías establecen un fuerte contrapunto con cualquier idea de estética complaciente. En una vertiente distinta, Ernest T. reconstruye obras perdidas de Henri Rousseau, convocando a repensar la autenticidad y originalidad del arte. Al poner en tensión la imagen fija y la imagen en movimiento, Denis Savary propone una nueva lectura sobre el paisaje y los modos de contemplación. En contacto con las piezas canónicas del impresionismo y del posimpresionismo, las pinturas de Vittorio Brodmann parecen transgredir toda tradición. Sin embargo, estas obras, que tienen un antecedente inmediato en la cultura del cómic, también se enraízan en la crítica social de las caricaturas que, hace casi dos siglos, ideó el francés Honoré Daumier.

"Así, en este pendular entre tradición y transgresión, la presencia de Bienalsur en el Bellas Artes propone intersecciones que cuestionan algunas de las convenciones asociadas a la idea de museo, e invita a considerar las raíces de nuestra concepción del arte y su lugar en el mundo contemporáneo", sostuvo Duprat. 

La exposición Realizada conjuntamente con BIENALSUR, 1º Bienal de Arte Contemporáneo de América del Sur, organizada por Universidad Nacional de Tres de Febrero (UNTREF) de la República Argentina, y el Museo de Arte Moderno y Contemporáneo de Ginebra (MAMCO). La muestra cuenta con el apoyo de ProHelvetia- Fundación suiza para la cultura, y la Embajada de Francia en Argentina, el Institut Français d’Argentine y la Alianza Francesa en Buenos Aires.

Podrá visitarse hasta el 13 de noviembre. 

Te puede interesar

google-site-verification: google5fe333d7a5080da2.html