Pablo Banini, grandes fantasías desde una pequeña realidad de pueblo

Entrevistas Por
Entrevista SEMANAL. En una charla íntima con el autor de “Soma, el árbol de la vida”, descubrimos su vida, sus pensamientos y sus gustos por la vida en una pequeña ciudad.
Ver galería pablo banini tapa
1 / 3 - Pablo Banini

Allá por el 2011 tuve el placer de conocer a Pablo Banini, un escritor argentino que con poca infraestructura del mercado editorial supo hacerse un lugar en la literatura fantástica nacional a fuerza de talento y buenas historias.

Estuvimos charlando de esos temas y de otros que hacen de su vida cotidiana una realidad concreta que no se refleja en sus personajes tan fantásticamente imaginados.


¿Cuándo te diste cuenta que querías escribir dentro del género fantástico?

Mirá yo creo que uno no se da cuenta, uno sólo escribe, tiene cosas para compartir, yo quería escribir, compartir historias, después me di cuenta que me sentía cómodo en el género fantástico, y tampoco creo que sea en el único género que vaya a escribir, es más, uno de mis últimos trabajos (aún no editado) es más una novela filosófica aunque no deja de tener algo fantástico. Creo que la fantasía y lo real están unidos en algún punto. Magia y realidad unidas por la mente de los seres.

¿Venís de una familia que tiene condimentos artísticos, de no ser así de donde crees que te nace la veta literaria?

Dentro de mi familia mi abuelo escribía poesía era un romántico. Y creo que varios de mis hermanos también expresan esa forma de compartir su arte.

¿Tu vocación por la escritura cuando nace?

Mi pasión por escribir creo que viene desde hace mucho, pero en el camino de la vida fui probando diferentes formas de arte, en mi cabeza rondaba la idea de escribir, aunque no lo vea posible, hasta que un día me decidí, si no es ahora cuando lo voy a hacer, esa inspiración nació como un legado para mi hijo con la idea era de dejarle algo a el, un manual para que lea por si en algún momento dejo este mundo.

¿Esa vocación naciente es sólo por lo fantástico o alguna vez escribiste otro género, por ejemplo poesía o ensayos?

Si bien no soy quien para evaluar mí obra, varias personas me dijeron que hay mucha poesía en Soma, y esa visión es muy particular, y depende de cada lector. Y ya estoy trabajando en otros géneros.
Habiendo leído tu libro “Soma, el árbol de la vida”, encuentro que tenés bases muy fuertes en los clásicos fantásticos como podrían ser Tolkien, Lewis o Howard ….. ¿es así o no sos consumidor de esos autores?

Me gusta leer bastante y soy de la personas que leen obras y no autores, hay obras que han marcado un antes y un después, la obra de Tolkien El señor de los anillos es una de ellas, y por supuesto los clásicos, Siddharta de Herman Hesse también es un gran libro, Y podría nombrar muchísimos mas, que de cada uno se rescatan mensajes muy interesantes.

Si tuvieses la posibilidad de ser un personaje de tu libro “Soma, el árbol de la vida”, ¿cuál serías y por qué?

JAAJJAJA si eso suena interesante. Me gustaría ser Rafael, por el crecimiento que tiene en la obra, aunque Móran tiene una hermosa presencia y sabiduría para compartir.

¿Cómo te inspirás para crear personajes tan fuera de la realidad que conocemos? Tenés algún método, o lugar especial que te lleve a imaginar?

No los personajes van naciendo solos a medida que se va creando la historia, ellos aparecen en el momento justo, y algunos aparecen y todavía no les ha tocado actuar en la historia, están esperando su turno, se los podrá disfrutar en el próximo libro.

¿Cuáles fueron tus bases para empezar la historia del libro?

Creo que lo fundamental fue el desafío de poder escribir un libro completo, eso es lo más difícil ya que llevó casi siete años, hay que mantener el entusiasmo y persistir para poder terminar un libro. Luego fueron diferentes la motivaciones.

¿Sos de los fanáticos de las sagas de literatura o películas fantásticas, Harry Potter, El señor de los anillos o de las muchas series que últimamente han aparecido del género?

Ya lo he dicho me gustan las obras, y por consiguiente si valen la pena las sagas, aunque en verdad si se hacen demasiado largas es como que ya pierden mi atención, a no ser que sean muy, pero muy buenas.

¿Cómo se compone tu familia?

Mi familia hoy por hoy somos mi hijo y yo, mis padres viven y tengo cuatro hermanos.

¿Influyó de alguna manera esa creación de seres y situaciones imaginarias en la relación con tus hijos cuando eran chiquitos?

No la verdad es que no creo, mi hijo me inspiró a continuar más de una vez, pero no en la creación sino en la persistencia del trabajo.

¿En una ciudad tan pequeña como la que vivís, el hecho de haber escrito un libro tan particular y que ya tenga tantos ejemplares vendidos en todo el país, te modifica la relación con la gente que te rodea, con tus vecinos?

Y si, a algunas personas lo valoran mas que otras pero en general todos están esperando más libros míos, por suerte a pegado muy fuerte este primer libro, la gente lo quiere y se siente representada.
¿Cómo es vivir en Claromecó y ser un autor reconocido?

Desde siempre viví en Claromecó con mis idas y vueltas, asi que la gente ya me conoce muy bien quien soy, gracias a Dios se sorprendieron de mi trabajo, se sorprendieron para bien y eso se refleja en la calle. Muchos se ofrecieron a darme una mano en lo que necesite, obvio que es un gesto con amor. Mucha gente del lugar me acompañó en este proyecto.

Estuviste en la Feria del libro de Bs As y en otras importantes del interior del país, ¿cómo sentís la experiencia de estar frente a frente con los lectores?

A eso si que es Mágico, ver la cara de la gente mientras lee tu libro eso si que satisface, es la etapa tal vez que más disfruto, cuando la gente se lleva mi libro bajo el brazo para completar la otra parte de la historia, digo esto porque pienso que yo solo puse un 50% del trabajo en escribirlo, el otro 50% lo debe poner el lector en imaginar este universo y así hacerlo realidad.

¿Crees que la literatura fantástica en el escenario local está desarrollada con el nivel que tienen otros países?

No, absolutamente no, en Argentina el género esta menospreciado, ya lo he dicho varias veces a gente que no sabe de la magnitud del genero, por suerte hace poco tiempo se han filmado películas como El señor de los anillos, Starduts, etc, muy buenas del género.
Muchos te dicen: “pero mi hijo no lee casi nada”. Entonces les contesto que el género fantástico no es para hacer dormir a los niños, sino más bien para despertar los sentimientos dormidos de los adultos. Se te quedan mirando y te dan ganas de decir: “Borges y muchos escritores Argentinos más también escribían fantasía”. La vorágine de esta sociedad te invita a ser un ente y a no pensar, ni siquiera a sentir, por eso debemos luchar por conseguir nuestra identidad, por valorar nuestra independencia interior. Cuanto más pensemos, más libre seremos. Debemos revalorizar nuestros sentidos. De eso trata la literatura fantástica, de encontrar en tu interior eso que no usás o no sabés cómo se usa y ponerlo en funcionamiento.
¿En qué otro género te gustaría incursionar?

No lo sé, podrían ser todos. No se sabe, y como dice Cadiblas uno de los personajes de Soma, “La vida siempre te sorprende”

¿Estás trabajando en material nuevo? Contanos de qué se trata…

Es una novela más filosófica, Se va a llamar “La última estación” y trata de una persona que ve pasar su vida por sus ojos..., no voy a agregar más, ya la conocerán.

¿Tenés algún otro proyecto fuera de lo literario?

Por el momento no. Han aparecido cosas para colaborar, en guiones o filmaciones, pero la rechacé por falta de tiempo.

Además de escribir sos director de cine, que te motiva más a la hora de trabajar, ¿filmar o escribir?

Hoy por hoy escribir, la historia se crea en la mente de la gente, muchos me han dicho que en realidad no escribí un libro sino una película, que pueden ver absolutamente todo, sentir frio y calor miedo, y hasta pueden oler fragancias.

¿Pensaste en algún momento en llevar Soma a la pantalla y hacer el primer film de cine fantástico en Argentina?

Si, sería lo más hermoso que le puede pasar a un escritor, ver con vida su obra, dicen que las obras son como los hijos, que mas hermoso ver cuando tu hijo te dice: “Mira papá puedo caminar solito”. Y lo que más me sorprendió fue cuando recibí un mail de la empresa de cine “Paramount Picture” solicitando que les enviara un ejemplar para analizarlo y tal vez llevarlo al cine. Demasiado fantástico para ser cierto…

¿Si tuvieses que definir tu vida con el lenguaje de un CV que pondrías?

Pablo Banini, escritor Argentino, nacido en Buenos Aires, Argentina el 21 de mayo del 1971. Inicia su camino de escritor como guionista de cortos y largometrajes. Ligado al cine como realizador, llega a la literatura con un significativo caudal de imágenes que le han permitido amalgamar con sobriedad y destreza el arte de lo visual con el arte de la escritura.

¿Después que terminaste de estudiar cine por qué no te quedaste en la ciudad?

Porque después de tener algunas experiencias en teatro volví a radicarme definitivamente en lo que yo llamo “mi lugar en el mundo”: Claromecó, donde encontré la tranquilidad necesaria para poder plasmar en papel mis historias.
El libro, que tantas satisfacciones te da, ¿lo comenzaste a escribir, así, sin más?

No, después de asisitir a varios talleres literarios en busca de comprensión de textos e inspiración, mis primeros escritos nacieron y tuvieron resonancia entre mis familiares y conocidos, a quien se los daba para leer. Así fue como con el tiempo nació la idea de esta obra que me llevó más de 6 años de gestación. Y el resultado final es una historia atrapante y original, nacida desde el placer de la escritura que tengo y que trato de que se transluzca en cada página.

La charla que Pablo nos brindó con la humildad que tienen los grandes artistas, respondiendo sin trabas a cada una de las preguntas y con mucha libertad temática basada en una realidad propia que nace en un pequeño pueblo y que nada tiene de fantástico o ficcional como sus grandes historias literarias.

Te puede interesar

google-site-verification: google5fe333d7a5080da2.html